Contrariamente a la creencia popular, la soldadura es una tarea simple si tiene las habilidades relevantes y lo más importante, las herramientas adecuadas. Convertirse en un soldador experto no es solo una forma de ampliar su conocimiento, sino que realmente puede abrir una amplia gama de oportunidades para usted. Aquí están los tres suministros imprescindibles necesarios para soldar:

1. Soldador de metal con gas inerte (MIG)

El conocimiento de soldadura de Gas Inerte de Metal (MIG) es un imprescindible para actividades de soldadura. La soldadura MIG se refiere a un proceso de soldadura por arco mediante el cual un electrodo sólido único atraviesa una pistola de soldadura donde se alimenta al grupo de soldadura para unir los dos materiales base.

Además, una pistola de protección también se utiliza para proteger el baño de soldadura de la contaminación. El proceso de soldadura MIG es fundamental para ayudar a los aficionados hogareños, ganaderos, geeks de automovilismo y soldadores de bricolaje a realizar una variedad de fabricación en una amplia gama de materiales, desde calibre 24 hasta espesor de 1/2 pulgada. Se considera una solución flexible para todas las necesidades de fabricación y reparación. Por último, hay algunos factores a tener en cuenta durante el proceso de soldadura MIG. Por ejemplo, la preparación de metal es uno de los aspectos clave a considerar. El cable MIG sólido es propenso a la oxidación, la suciedad y el aceite, por lo que es crucial usar una amoladora o un cepillo de metal para limpiarlo antes de golpear el arco. Los otros factores incluyen la preparación del equipo, la selección del cable y la selección del gas. Las preparaciones hacen que el proceso de soldadura sea rápido y suave.

2. Casco de oscurecimiento automático

Proteger sus ojos cuando la soldadura por arco es tan importante como cualquier otra cosa. Al soldar, las chispas y los escombros de la luz pueden golpear fácilmente su cara y causar serios problemas en los ojos y la cara. Si no se toman las precauciones adecuadas, el daño puede ser incluso permanente. Los soldadores en el pasado confiaban en los cascos permanentemente oscurecidos para protegerse de las chispas de soldadura.

La principal limitación de tales cascos era que los soldadores no podían ver nada con la visera hacia abajo. Hoy en día, los cascos de oscurecimiento automático se han desarrollado para ayudar a evaluar las áreas a las que se va a unir y, al mismo tiempo, se oscurecen cuando el arco se apaga para proteger los ojos de la iluminación y los desechos excesivos.

Con tales cascos, el oscurecimiento nunca es primordial hasta que se detecta luz dañina. Tener un casco de oscurecimiento automático para proteger su cara y ojos de la dañina luz fluorescente de soldadura conduce a un menor esfuerzo de los ojos.

3. Gafas de seguridad

Independientemente del tipo de casco que elija, aún puede terminar recibiendo escombros en sus ojos si no están protegidos. Realmente no desea visitar a un médico quejándose de escombros en su ojo en cualquier otro momento. Además, toda la experiencia de visitar al médico nunca será agradable de recordar. Tales desechos también pueden causar ceguera en los peores escenarios.

Ahora, aquí es donde el papel de las gafas de seguridad es útil. Las gafas de seguridad son importantes para proteger sus ojos de las chispas y los desechos que vuelan. Vale la pena señalar que tales anteojos deben tener lentes transparentes sin tinte para lograr efectivamente su función.